PAÍS GRANDE, AUNQUE NO ANDE

Existe un discurso en España que quiere convencer a los dependientitas que les dice que los que pedimos la independencia estábamos equivocados con respecto a la importancia de los países, pues son los grandes los que controlan Europa, el problema está en que confunda grande con influyente económicamente.

Por otra parte, según las estadísticas europeas:

Los países más pequeños de la UE han crecido por encima de los países grandes.
Cataluña no puede crecer como los países europeos de su medida, por culpa del déficit fiscal que mantiene con España, este déficit tiene las características de expolio.
Catalunya por su nivel de producción de riqueza, podría estar al nivel de países como Dinamarca, Bélgica, Holanda, Austria.
Los Estados europeos que se han independizados recientemente han crecido más que la media de la UE.
El Estado Catalán, por características, volumen y población, producción industrial y nivel de impuestos, crecería por encima de España y del resto de países grandes.
Catalunya configurada como Estado, pudiendo disponer de sus impuestos, saldría antes de las crisis (ejemplo cris del COVID 10) que permaneciendo en España en régimen Autonómico.
El gasto en estructuras de Estado mucho más reducido. Según los cálculos del economista profesor en la universidad de Columbia Nova York Sala i Martin, a Catalunya le cuesta estar en España por habitante/año 2.231€. En un Estado propio, el gasto seria de 383€ habitante/año.
La globalización favorece la aparición de nuevos países. Cataluña cada año exporta más, se internacionaliza más, y si no crece más es por la falta de leyes y de políticas económicas propias.
Según el World Economic Forum y el Institut IMD, 8 de los 20 Estados más competitivos del mundo son Estados europeos pequeños.
España no está entre los 20 más competitivos en ninguna de las dos listas.
En el ranking del IMD de 2011, Dinamarca ocupa la primera posición: tiene 5,5 millones de habitantes y unas características parecidas a Cataluña.
Los países pequeños son más viables económicamente porqué pueden adaptarse mejor a las realidades cambiantes de la globalización.
El Estado catalán es la única garantía de futuro para Cataluña. Es la única forma de disponer de leyes apropiadas a nuestras características propias y de poner fin al expolio constante y sistemático, valorado peor el Govern autonómico en un déficit fiscal estructural del 9% del PIB. Los países más pequeños de la Unión Europea han crecido persistentemente, por encima de los países grandes.
El gasto en representación internacional, militar y embajadas es menor.
Las infraestructuras para nuestra salida al exterior, más adecuadas a nuestras necesidades, (ejemplo corredor mediterráneo muy necesario para nuestras exportaciones)
Por último.
Los países pequeños, son los que actualmente mejor funcionan, tienen una escala más humana, y permiten una participación de los ciudadanos en la vida política del país, la democracia puede ser más próxima y real.
Se debe remarcar que el proceso independentista no es una anomalía internacional. En 66 años han aparecido 22 estados nuevos, muchos de ellos en Europa.
La independencia no debe ser un objetivo final. Sino el punto de partida para una Cataluña mejor.

Paco Martínez, Grupo de trabajo de la Sectorial de Jubilats de la ANC y miembro de Súmate.

Aquesta entrada ha esta publicada en General. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.